Un vehículo específico para el sector del vidrio para causar una buena primera impresión

La remodelación de una furgoneta para convertirla en un vehículo para el transporte profesional del vidrio ofrece posiciones de carga óptimas, mayor flexibilidad y un aseguramiento sencillo y adecuado de la carga. El objetivo de todo ello es, ante todo, facilitar a los empleados y empleadas el trabajo diario a la hora de suministrar vidrios, ventanas y elementos estructurales. Y es que a menudo la furgoneta es también una parte importante de la primera impresión que se causa cuando se viaja a las instalaciones del cliente o por la ciudad.

equipamiento básico con bastidor exterior

Bastidor exterior como equipamiento básico del vehículo profesional para el sector del vidrio

"Un bastidor exterior es el equipamiento básico de una furgoneta destinada a la logística y el montaje de láminas de vidrio, elementos estructurales y materiales de gran tamaño", afirma Hans-Peter Löhner, director general de HEGLA Fahrzeugbau. "De hecho, la mayoría de los transportes diarios pueden llevarse a cabo de manera profesional y adecuada con un vehículo comercial de este tipo", asegura este experto en el sector. El bastidor se monta en el exterior del vehículo de manera que queda bien accesible y ofrece espacio suficiente para materiales de gran tamaño que de otro modo no cabrían en el interior. Así, el personal de montaje puede colocar la carga de manera fácil, rápida y sin tener que rodearla para agarrarla. Igualmente, la carga se asegura en unos pocos pasos. Para ello, las barras de sujeción acolchadas de las tramas perforadas superior e inferior se fijan mediante una tensión de compresión, proporcionando así la sujeción necesaria y adecuada. Dos raíles de amarre instalados de serie en el bastidor de HEGLA brindan un extra de seguridad al permitir fijar la carga con correas.

La longitud del bastidor de la furgoneta oscila entre 2,50 m y 4,50 m, dependiendo de las necesidades del cliente y del vehículo. La altura de carga habitual es de 2,40 m, aunque puede aumentarse hasta los 2,85 m gracias a la regulación variable de altura. Para aquellos casos en los que se necesite transportar a la vez varias ventanas o elementos en el bastidor para vidrio, Hans-Peter Löhner recomienda optar por una base del bastidor más grande.

Más flexibilidad con la variante extraíble del bastidor exterior

Si se desea una mayor flexibilidad y facilidad de uso, vale la pena decantarse por la variante del bastidor exterior de fácil extracción. Esta variante se desmonta del vehículo o se vuelve a fijar en él en tan solo diez minutos, permitiendo así también hacer traslados privados sin el equipamiento específico para vidrios. Esta opción reduce el consumo de combustible, facilita el mantenimiento del vehículo y permite un uso flexible en otro vehículo comercial sobre todo en trayectos largos o cuando no se necesita el bastidor para una situación concreta.

Además, el bastidor exterior se suele pedir junto con un portacargas, que resulta muy útil para transportar una escalera u otros materiales de montaje para posteriores desplazamientos de servicio. Al techo se accede con ayuda de una escalerilla integrada en el bastidor, mientras que un soporte para escalera opcional facilita la manipulación.

Más posiciones de carga y transporte protegido en el interior

Si para el trabajo diario posterior se necesitan más posiciones de carga, una opción conveniente es instalar un bastidor interior. En función del pedido, las piezas de vidrio, las unidades de vidrio aislante o las ventanas pueden distribuirse en los diferentes espacios dentro y fuera del vehículo de modo que queden accesibles directamente sin tener que recolocarlas. En este sentido, también suele resultar muy práctico el bastidor interior con base plegable o base dividida plegable. Cuando está plegada, casi toda la superficie de carga queda disponible y, si se desea, se puede asegurar la carga en el sistema del bastidor. El transporte dentro del habitáculo ofrece, por un lado, protección frente a la lluvia y los impactos de piedras, sobre todo para materiales de mucho valor o que se dañan fácilmente. Por otro lado, de cara al cliente es una muestra de pulcritud y de una logística adecuada. Y el bastidor interior extraíble es aún más fácil de utilizar. Gracias a él es posible, por ejemplo, colocar el vidrio en el bastidor a la altura del cuerpo para después deslizarlo fácilmente hasta la parte trasera del vehículo sin necesidad de entrar en él. De este modo se reduce considerablemente el peligro de dañar el material debido a la manipulación manual y, al mismo tiempo, se facilita aún más la carga y descarga.

Sistema de almacenamiento de herramientas para un trabajo bien organizado

Para que el trabajo en las instalaciones del cliente sea perfecto y esté bien organizado, Hans-Peter Löhner recomienda instalar un sistema de almacenamiento de herramientas que permita ordenar los útiles de montaje. Esto contribuye a mejorar el rendimiento en la obra y facilita aún más el trabajo en general, aunque intervengan diversos equipos en el vehículo.

Otras de las variantes de equipamiento de un vehículo para el sector del vidrio son las bandejas de colocación, una lona de protección contra salpicaduras, una iluminación interior o una combinación de tramas perforadas y barras interiores para crear posiciones de carga adicionales. "Las necesidades de cada cliente son únicas", subraya el director general de HEGLA Fahrzeugbau. "Por eso, tanto más importante es determinar conjuntamente en una consulta de asesoramiento cuál es la estructura que mejor encaja para el uso posterior previsto". Al fin y al cabo, una de las tareas más difíciles de un gestor de flotas es elegir un equipamiento para los vehículos que satisfaga todos los propósitos.

Las estructuras de transporte se diseñan en estrecha colaboración con los fabricantes de los vehículos. Si el cliente lo desea, la conversión de un vehículo puede realizarse en una de las tres sedes alemanas de HEGLA y la estructura puede montarse en un solo día.

Contacto de prensa:

HEGLA Fahrzeugbau GmbH & Co. KG
74589 Satteldorf (Alemania)

Carsten Koch

Teléfono + 49 (0) 52 73 / 9 05 - 121
Correo electrónico: carsten.koch(at)hegla.de 

Para desplazamientos privados, para el mantenimiento del vehículo o si se desea una mayor flexibilidad en varios vehículos, la variante desmontable del bastidor se puede retirar o fijar fácilmente en poco tiempo y en unos pocos pasos.

El bastidor interior extraíble permite colocar los vidrios a la altura del cuerpo, facilitando así aún más el transporte protegido en el interior del vehículo.

Si se incorpora un sistema de almacenamiento de herramientas, todo quedará colocado en su sitio en la parte trasera del vehículo y perfectamente ordenado para causar una buena impresión en el lugar de la obra.