Más posibilidades gracias a la ampliación interior

El furgón estándar para el transporte de vidrio y ventanas se puede describir rápidamente: con un bastidor exterior extraíble y un bastidor interior, el vehículo ya está listo para su primer trayecto. Solo con este nivel de ampliación ya se simplifica la fijación de las cargas en prácticamente cualquier tarea, se ahorra tiempo y se consigue un transporte adecuado y profesional de estas. Ahora bien, para aprovechar las posibilidades adicionales que ofrezca el vehículo, lo mejor es recurrir a un asesoramiento personalizado para su conversión que se centre en las necesidades específicas existentes, tal y como explica Hans-Peter Löhner, director general de HEGLA Fahrzeugbau. Sobre todo para la conversión interior conviene aclarar de forma precisa cuáles son los requisitos con los que debe cumplir el furgón en su uso diario y cómo se puede lograr la máxima flexibilidad y una manipulación sencilla en dicho uso.

Interior con dos piezas de soporte horizontales

HEGLA, desde su posición de líder del sector, distingue dos tipos de estructuras básicas que pueden utilizarse de forma aislada o combinada: el bastidor interior y el soporte interior horizontal. Si lo que se deben transportar son láminas de vidrio o unidades de vidrio aislante, el bastidor interior se muestra como la opción más adecuada. La superficie de apoyo acolchada del bastidor inclinado se coloca en ángulo recto, protege de cualquier daño y, por ejemplo, ofrece la sujeción necesaria para las láminas individuales de una unidad de vidrio aislante que todavía no se haya endurecido del todo. Los listones de fijación con correas ayudan a asegurar la carga de forma sencilla y con un gran ahorro de tiempo. Por otra parte, los raíles de amarres insertados en el bastidor proporcionan aún más flexibilidad a la hora de garantizar la seguridad del transporte. Hans-Peter Löhner también recomienda seleccionar un soporte horizontal plegable de dos piezas, puesto que para el envío de varios elementos de construcción al mismo tiempo, el soporte puede doblarse total o parcialmente hacia arriba para aprovechar prácticamente toda la longitud del vehículo.

Para tener aún más margen de maniobra con el bastidor interior, HEGLA recomienda incorporar tramas perforadas en el suelo y en la cubierta. Así, puertas y ventanas pueden colocarse en el bastidor y, a continuación, fijarse por toda la anchura del vehículo con las barras de sujeción acolchadas y agarradas a la trama perforada. Si para un trayecto se planea también transportar vidrio, se pueden colocar los elementos de construcción en cualquier otro lugar que se desee y, acto seguido, fijarlos adecuadamente desde ambos lados con las barras de sujeción acolchadas.

Los materiales delicados, difíciles de manipular o que requieran una protección especial también pueden colocarse de forma óptima en un bastidor interno extraíble para su transporte. Sin tener que subir al compartimento de carga, el conductor puede cargar el bastidor a una altura ergonómica, fijar la carga y empujarla ligeramente hacia atrás, a la parte posterior del vehículo. De esta manera, se reducen los riesgos de daños derivados de la manipulación o de impactos de piedras durante el trayecto, por ejemplo.

Para los talleres que utilicen sus vehículos de transporte principalmente para puertas, ventanas u otros elementos de gran tamaño y que no transporten nunca o apenas vidrio, el director general de HEGLA recomienda, en la mayoría de los casos, optar por un soporte horizontal interior. Con él, el material correspondiente se coloca directamente sobre el suelo o sobre una alfombra protectora y se fija a los dos raíles de amarre provistos de serie con la ayuda de las correas de amarre. En comparación con el bastidor interior, con soporte fijo, el soporte horizontal interior brinda como ventaja una mayor altura y anchura de carga. Si esta estructura se complementa con una trama perforada en el suelo, la fijación durante el transporte también puede realizarse, como alternativa, con listones de fijación con correas. Si además se montan tramas perforadas en la cubierta, también pueden utilizarse barras de sujeción para fijar los materiales en la parte posterior del vehículo en prácticamente cualquier posición que se desee.

«Ya sea como complemento al bastidor interior, al soporte horizontal interior o a cualquier variante combinada, yo siempre recomiendo a mis clientes pensar en incorporar una caja de herramientas o cualquier otro sistema de almacenamiento», subraya Hans-Peter Löhner. «Cuando el interior del vehículo está ordenado, ayuda enormemente a conseguir una buena primera impresión en el lugar de construcción».

Para Hans-Peter Löhner también es importarte destacar el gran abanico de estructuras y de posibilidades de conversión para los vehículos. «En nuestros más de 40 años de trayectoria, hemos creado prácticamente todos los tipos de vehículos imaginables adaptados a las necesidades del sector del transporte de vidrio, ventanas y elementos de construcción. Hemos recurrido a casi todas las variantes, desde el simple bastidor externo hasta la conversión interior con la combinación de bastidor interno y soporte interior horizontal y bastidor externo doble», añade el director general de HEGLA.

Contacto de prensa:

HEGLA GmbH & Co. KG
37688 Beverungen (Alemania)

Carsten Koch

Teléfono: + 49 (0) 52 73 / 9 05 - 121
Correo electrónico: carsten.koch(at)hegla.de 

Imagen 1: Variabilidad y múltiples posibilidades: una conversión interior perfectamente adaptada a las necesidades del cliente (soporte interior horizontal con compartimentos, tramas perforadas y barras interiores).

Imagen 2: Bastidor interior de HEGLA con soporte horizontal plegable de dos piezas. Se puede aprovechar prácticamente todo el ancho del espacio interior, en función de las necesidades y con total flexibilidad.

Imagen 3: Para causar una buena primera impresión: conversión interior ordenada con sistema de almacenamiento de herramientas y bastidor interior plegable para el transporte de vidrio y elementos de construcción.

Imagen 4: La flexibilidad que requiere el trabajo diario: bastidor interior con soporte horizontal plegable de dos partes, recipientes para material, tramas perforadas y barras interiores para transportar simultáneamente ventanas y vidrio en varias posiciones de carga.

Imagen 5: Orden y ahorro de espacio: bastidor interior de HEGLA con soporte horizontal plegable de dos piezas.